Skip to main content
Artículos
boton audio activo
boton audio normal
boton agrandar texto activo
boton agrandar texto normal
boton contraste activo
boton contraste
Comer sano

¿QUÉ COMER CUANDO HACE CALOR?

Qué comer cuando hace calor

El calor tiene efectos sobre nuestra alimentación. Así concluyen algunos estudios que indican que es probable que las altas temperaturas te ayuden a lograr una alimentación saludable, pues la tendencia apunta a privilegiar los alimentos "más ligeros" y "más frescos".

En verano, es importante evitar los platos hipercalóricos, ya que no solo pueden hacerte aumentar de peso sino que también te harán sentir aún más calor. Además, una correcta hidratación será clave para que tu organismo se mantenga en óptimas condiciones.


¿QUÉ EVITAR?

Carbohidratos: En ocasiones aportan más calorías que nutrientes, nos hacen sentir más “pesados” y hacen que sintamos las altas más intensamente.

Carnes y embutidos: Suelen tener un alto contenido en sodio y grasas. Se recomienda consumirlos en baja cantidad y preferir los más magros como jamón de pavo, lomo y carnes blancas.

Bebidas alcohólicas: Son altamente deshidratantes, logran el efecto contrario al que buscamos para pasar la ola de calor y no calman la sed.
 

¿QUÉ ALIMENTOS PRIVILEGIAR?

Mantener una alimentación saludable este verano es posible, además te ayudará a enfrentar de mejor manera las altas temperaturas. Incluye los siguientes alimentos en tus preparaciones:
 

Frambuesas y moras: Los frutos rojos tienen un importante efecto antiinflamatorio y disminuyen la presión arterial y facilitan la vasodilatación, con lo que ayudan al cuerpo a bajar su temperatura mediante la circulación.

Espinacas y sandía: En verano la hidratación es clave y estos dos alimentos te ayudarán en ese sentido pues tienen un 92% de agua, además de un bajo aporte calórico.

Sopas: Pese a que es una comida que se asocia más al invierno, tomar un plato de sopa en la noche es una buena idea. Tu cuerpo necesita menos energía para digerir este tipo de preparaciones.

Comidas con ají: Al aumentar el calor interno de tu organismo, su temperatura logra acercarse más a la del ambiente, además de provocar mayor sudor, que al evaporarse sobre tu piel ayuda a la refrigeración.

Hierbas aromáticas como la menta, romero y tomillo: Ideales para preparar té helado o agua saborizada, no sólo te refrescarán, sino que además te ayudarán a reponer la pérdida de minerales.

Agua: Con el aumento de las temperaturas en verano tu cuerpo pierde un mayor nivel de agua, por lo que te recomendamos llevar siempre contigo una botella de Nestlé Pure Life.

 

 

 

 

 

 

 

 

Deja tu comentario

Restricted HTML

  • Allowed HTML tags: <a href hreflang> <em> <strong> <cite> <blockquote cite> <code> <ul type> <ol start type> <li> <dl> <dt> <dd> <h2 id> <h3 id> <h4 id> <h5 id> <h6 id>
  • Lines and paragraphs break automatically.
  • Web page addresses and email addresses turn into links automatically.